Blogia
Información inmobiliaria

Los precios de la vivienda de segunda mano caen hasta un 40%

La situación por la que está atravesando el sector inmobiliario español está obligando a muchos particulares y profesionales a realizar importantes ajustes en el precio de sus viviendas, que en el caso del mercado de segunda mano llegan a superar el 40%.

Si bien los descuentos más significativos se han producido en el mercado de segundo mano, las promociones de obra nueva también están empezando a notar un importante ajuste en sus precios. Un ejemplo lo encontramos en varias viviendas a estrenar que actualmente está comercializando Gilmar, que en algunos casos han visto su coste reducido en más de 180.000 €.

Esta importante rebaja corresponde a una promoción de chalets pareados ubicados en San Lorenzo de El Escorial (Madrid), con una superficie superior a los 300 m2, que en los últimos meses han rebajado su precio más de un 25%. En obra nueva, Gilmar también ofrece pisos en pleno centro de Madrid (Calle Alcalá) con un descuento que puede llegar hasta el 18% y un precio inicial de sólo 178.800 €.

El Grupo Realia, por su parte, ofrece a sus clientes la posibilidad de adquirir viviendas en destinos vacacionales a unos precios imposibles de encontrar hace tan sólo un año. En Roquetas de Mar (Almería), y a sólo 300 metros de la playa, Realia tiene disponibles varias viviendas de obra nueva  con una superficie mínima de 89 m2 a partir de 135.330 €, un 21% por debajo del precio del mercado de segunda mano para una vivienda de características similares situada en Roquetas de Mar, donde el metro cuadrado cuesta a día de hoy 1.931 €.

En Mijas (Málaga) Realia también está vendiendo una promoción de viviendas vacacionales nuevas un 11,8% más baratas que un inmueble de segunda mano con las mismas características ubicado en ese municipio. Se trata del Residencial Equmar, con viviendas que cuentan con una superficie mínima de 72 m2 y un coste inicial de 131.480 €.

Ante este panorama, los promotores aseguran que la poca actividad que existe en el mercado inmobiliario no se debe ya a los precios, sino a la falta de financiación por parte de los bancos. Desde Realia hablan de un cambio de actitud por parte del cliente. “Hasta mediados del pasado año, la mayoría de los clientes daban la señal de la vivienda y posteriormente pedían o se subrogaban la hipoteca; ahora, en cambio, suelen asegurarse antes de que obtendrán financiación”, comenta su portavoz.

En esta misma línea, Oscar Ochoa, Director del Departamento de Promociones del Grupo Gilmar, asegura que “sólo el 20% de los compradores que acuden a nosotros conoce sus posibilidades reales de financiación”.  Ochoa también destaca la importancia que tienen, a día de hoy, los ahorros previos a la compra de la vivienda. De hecho, “Gilmar ha realizado en los últimos meses una gran parte de las operaciones sin préstamo hipotecario, con ahorro propio”, sentencia su Director de Promociones.

En opinión de Juanra Doral, Director General de Facilisimo.com, “ya es sabido que hemos asistido a un descenso continuado de los precios de la vivienda desde hace un año y medio, y nos encontramos casos en los que se venden casas de obra nueva a precios muy cercanos a su precio de coste, pero no creo que asistamos ya, salvo casos excepcionales, a grandes bajadas puesto que los costes financieros que se están acumulando impiden el descenso del precio mínimo de venta.”


En segunda mano hay descuentos superiores al 40%

El mercado de segunda mano está sufriendo, más que nunca, las consecuencias de la crisis inmobiliaria. Esto obliga a miles de vendedores particulares a realizar descuentos en el precio de sus viviendas que, en algunos casos, superan el 40%. Las grandes ofertas se producen en todo tipo de inmuebles: pisos céntricos, chalets individuales a las afueras, fincas con gran cantidad de terreno, viviendas de lujo, etc.

En Matadepera (Barcelona) se vende un chalet de alto standing con dos piscinas, dos salones, 5 habitaciones y más de 500 m2 por 1,290.000 €, cuando su precio inicial era de 2,100.000 €, lo que supone una rebaja en el precio superior al 39%.  Estos descuentos no son un campo exclusivo de las viviendas más caras, ya que en sitios como Langreo (Asturias) se puede encontrar a la venta una casa rústica por sólo 45.000 €, cuando hace unos meses costaba un 40% más, es decir, 75.000 €.

Otra tipología de vivienda de segunda mano que está viendo sus precios reducidos de forma alarmante es la segunda residencia. Un ejemplo claro se puede localizar en Puig (Valencia). Se trata de un piso de 100 m2 incluido dentro de un complejo residencial muy cercano a la playa, que tenía un coste inicial de 450.000 € y a que día de hoy se puede adquirir por 275.000 €.

Las grandes rebajas también han llegado a los pisos céntricos ubicados en grandes núcleos urbanos. En Madrid, en la zona de Villaverde, hay pisos de 50 m2 a la venta con un precio inferior a los 120.000 € que han sufrido un descuento superior al 41%. En pleno centro de Valencia se puede comprar una vivienda de 100 m2 y cuatro habitaciones con un precio rebajado hasta los 241.900 €, lo que supone un ahorro del 39% respecto al precio original.

A la hora de buscar un terreno donde invertir, también existen grandes rebajas que pueden resultar suculentas para futuros compradores. Por ejemplo, en Alicante se puede encontrar un terreno de 40.000 m2 con vivienda incluida  que tenía un coste inicial de 1,000.000 de € y que, a día de hoy, se puede adquirir por 600.000 €.

Fuente: Facilísimo.com

precio de la vivienda

hipotecas

casas de segundamano

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres